sábado, 29 de agosto de 2009

Contrasentidos en la lucha contra el sistema

Muy pocas personas están con el sistema,porque generalmente son parte del sistema,del cual obtienen ventajas como son ,el confort y la vida plácida,llena de gollerías,que de otra forma tal vez no pudieran obtenerla.

Pero veamos por partes,qué es el sistema y quienes luchan contra él.El sistema es el contexto,o todo aquello que conforma,la manera como debe desenvolverse la sociedad.El sistema está formado por el gobierno,los partidos políticos,la economía,la religión,etc., con sus reglas,leyes,normas,códigos impuestos como orden para la interrelación y funcionamiento de la vida de las gentes.

En principio este establishment,tiene que existir con una determinada escala de valores u otra,para regular el movimiento de la sociedad,pero el problema trastoca por dos cosas: una porque la elaboración de sus pautas generalmente están basadas en demasiadas cosas superficiales que no tienen importancia,como por ejemplo la moda y la otra porque los encargados directamente de manejar el sistema,o lo hacen mal o no lo hacen bien por defectos del mismo sistema,perjudicando finalmente a la mayoría de la sociedad,como lo hacen los empleados públicos que tratan mal a la gente o demoran las gestiones que allí en sus oficinas se hacen.

Generalmente los que alzan la bandera de lucha y deciden enfrentarse al sistema,son los jóvenes que no aceptan imposiciones que van en contra de la naturaleza rebelde de su época de desarrollo,o que merced a su estudio e información quieren cambios; pero he aquí un fenómeno recurrente,tienen bravatas mientras están de paso por ese su desarrollo o de paso en sus estudios,pero después en la vida adulta o cuando terminan sus estudios,se integran a las filas del establishment,engrosando las filas de los conformistas.

Algunos dirán,se tiene que trabajar y el trabajo está inscrito en el sistema,por lo tanto se contribuye a perpetuar el estado de cosas,pero un momentito,ir a trabajar, no es estar vendido al sistema,lo que se tiene que hacer para no dejarse devorar por el sistema,es a no perpetuar los defectos del sistema,es decir ir de verdad a trabajar y no a hacer actividades de mala costumbre que se hacen en las horas de trabajo(tomar café,haraganear,chismosear,etc.,etc.).

La lucha contra el sistema debe ser real , en todo momento y en todo lugar,no es posible criticar el caos vehicular,por incumplimiento de las normas por parte de los transportistas y contribuir a ello,tomando el bus o bajandose en cualquier sitio,o cruzando las vías por cualquier parte.No es posible criticar la falta de limpieza de la ciudad si nosotros contribuimos a ensuciarlo hasta con el simple arrojo de minúsculos desperdicios en cualquier parte. No es posible criticar compadrazgos,amigazgos,los favores que funcionarios prodigan a sus conocidos,cuando a la primera oportunidad que tengamos de tener amigos en las altas esferas pedimos esos mismos favores.

Y así como los anteriores hay numerosos contrasentidos en la crítica contra el sistema,que las personas manifiestan ; quien lo duda como humanos es difícil seguir una ruta correcta,pero al ambarcarnos con una crítica al sistema,tenemos que ser coherentes y hacer los esfuerzos de derrotar nuestra parte oscura que se manifiesta en la primera oportunidad de ventaja que encontremos.

No hay comentarios: